innovacion

Miércoles, 21 de Agosto de 2019

La innovación como un irrenunciable compañero de viaje de Ascensores Beltran

Lorenzo Beltrán fundó la empresa hace ya más de medio siglo. Natural de Bolea (Huesca), Lorenzo se asentó en la ciudad guipuzcoana por razones sentimentales a principios de la década de los 60 y muy poco después, en 1963, creó Beltran Ascensores y Montacargas, el que continúa siendo el proyecto vital y laboral de la familia.

Ya desde sus inicios, Lorenzo tuvo claro que la innovación iba a ser una constante en esta aventura empresarial, como demuestran los dos hitos recogidos un poco más abajo. Esa apuesta innegociable por estar siempre en la vanguardia tecnológica, adquiriendo constantemente nuevos conocimientos y capacidades, ha sido (y continúa siendo) esencial para enfrentarnos con éxito a las incertidumbres y superar cualquier desafío.

Un carácter audaz que nos ha servido también para llegar a tener nuestra propia Ingeniería, fabricar componentes clave en elevación y ser capaces de ofrecer un servicio integral de rehabilitación completa de un edificio. Somos una empresa familiar, pero no tenemos nada que envidiar a las grandes multinacionales en cuanto a soluciones técnicas.

Te mostramos un par de hitos que reflejan ese espíritu innovador perenne en Ascensores Beltran.

 

1. TORRE DE UNZAGA (EIBAR, 1969)

Colocación del ascensor de mayor recorrido entonces en Euskadi, con 21 paradas.  

La promotora de la obra contactó con Lorenzo Beltrán y le trasladó el complicado reto teniendo en cuenta dos circunstancias:

 

  • Lo inhabitual que era para la época en la zona del bajo Deba la instalación de ascensores con ese recorrido tan extraordinario.
     
  • Lorenzo había partido prácticamente de cero y contaba en aquel entonces con muy pocas personas a su alrededor que pudieran ayudarle.
     

Pero el fundador de Ascensores Beltran no se arredró. Dedicó muchas horas a investigar cómo realizar la instalación, contactó con diferentes proveedores y finalmente consiguió que le suministrara material de primera una empresa italiana en ese momento puntera a nivel mundial.

El recuerdo que guardamos de aquel hito es muy especial ya que marcó un antes y un después en la trayectoria de la compañía. Además de servirnos para ampliar conocimientos técnicos que nos vinieron muy bien para la instalación después de los ascensores en las torres de Tiburcio Anitua (22, 23, 25, 27 y 31) de Eibar, supuso un gran baño de confianza para nosotros.

 

2. MERCADO DE ERREBAL (EIBAR, 1993)

Primer ascensor de frecuencia variable en el ya desaparecido Mercado de Errebal.

Fue un encargo del Ayuntamiento de Eibar y desde el primer momento tuvimos claro que íbamos a utilizar en él la tecnología más avanzada que existiera en ese momento, que era la del variador de frecuencia. ¿Qué ofrecía esta alternativa? Entre otras ventajas, un viaje más cómodo (sin movimientos bruscos) y beneficios para el mantenimiento, ya que las piezas se deterioraban más lentamente. Además, el motor también sufría menos y se ahorraba energía.

Convertimos un edificio público muy transitado de 3 plantas no accesible en accesible. De nuevo, la instalación nos sirvió para adquirir conocimientos y a partir de ahí empezamos a utilizar esta técnica de frecuencia variable en otros edificios e instalaciones, como la comunidad San Pelayo 2 de Ermua, con infinidad de pisos.

Son solo dos ejemplos que demuestran el talante valiente que Lorenzo Beltrán imprimió al proyecto en sus orígenes y que los posteriores administradores de la empresa hemos seguido manteniendo. Siempre pendientes de la tecnología de vanguardia. La innovación como gran prioridad, tal y como se demuestra en algunos de nuestros proyectos actuales:
 

 

Si tienes alguna consulta o duda, no dudes en contactarnos.

 


  1. mantenimiento ascensor

    5 consejos sencillos para evitar accidentes en los ascensores

    Domingo, 15 de Septiembre de 2019

    Leer más

  2. ascensor

    El peligro de superar el peso máximo recomendado en un ascensor

    Martes, 23 de Julio de 2019

    Leer más